El Palacio San José en Entre Ríos, uno de los museos más importantes del paí­s y que fuera residencia del general Justo José de Urquiza, ofrece paseos guiados nocturnos que combinan historia, turismo y pasión.

" /> El Palacio San José en Entre Ríos, uno de los museos más importantes del paí­s y que fuera residencia del general Justo José de Urquiza, ofrece paseos guiados nocturnos que combinan historia, turismo y pasión.

">
Vie, 16 Nov 2018 / 8:30hs.

Encuentre todo lo que busca en Entre Ríos

Concepción del Uruguay

HISTORIA EN VIVO

Conociendo la noche del Palacio San José

El Palacio San José en Entre Ríos, uno de los museos más importantes del paí­s y que fuera residencia del general Justo José de Urquiza, ofrece paseos guiados nocturnos que combinan historia, turismo y pasión.

Bajo el nombre de “Una noche en la casa del General“, quienes visiten Concepción del Uruguay, localidad recostada sobre el río que le da nombre, podrán disfrutar de este espectáculo que convina historia, viajes en el tiempo y relatos. 

 

 

Durante estos circuitos, el Palacio es ambientado con luces, sonidos, aromas y hasta sabores de la vida cotidiana de la época en que fue el centro del poder político entrerriano y de buena parte del país.

 

El Palacio San José fue originalmente un casco de estancia, construido a mediados del siglo XIX por arquitectos italianos y ahora es el principal atractivo histórico de la región.

 

Durante las visitas diurnas, que se realizan todo el año, impactan los verdes jardines y la magnificencia de la construcción, con su arquitectura ornamentada por arcos, frisos y barandas, cuyos tonos oscuros resaltan sobre el tí­pico revoque rojizo con sangre de toro de las antiguas estancias argentinas.

 

 

Los amplios parques y jardines exóticos, con especies importadas hace un siglo y medio, lo mismo que sus estatuas -entre ellas las féminas que representan a África y Europa a ambos lados del portón de entrada- resaltan bajo el sol, pero todo se ve distinto por la noche.

 

POR LA NOCHE
En estos recorridos nocturnos, la ambientación traslada al visitante con imaginación a una noche de hace 150 años desde que ingresa al predio por el amplio pórtico con las mencionadas esculturas. 


La sensación aumenta al pasar por el Parque Exótico, junto a las grandes pajareras con enrejado de cobre y umbrales de mármol italiano, cuyos revestimientos de vidrio albergaron plantas y aves tropicales.

 

MÁS INFORMACIÓN